martes, 5 de noviembre de 2019

El trasvase Tajo-Segura, trampa mortal para la fauna de la zona


OJOS DE MOYA | Demandan la creación de bebederos artificiales para evitar que los animales acudan a beber al canal
La Sociedad de Cazadores de El Picazo, en la provincia de Cuenca, ha elaborado un informe en el que insta a la Confederación Hidrográfica del Tajo (CHT) a adoptar medidas preventivas que eviten o palíen la muerte de especies silvestres en el canal del trasvase Tajo-Segura.

El presidente de la Sociedad de Cazadores El Picazo, Miguel Huerta, ha asegurado que la elaboración de este informe se ha producido después de que el pasado mes de julio se mantuviera una reunión en las instalaciones del trasvase Tajo-Segura en La Roda, en la que participaron miembros del Ministerio para la Transición Ecológica y representantes de la Federación de Caza de Castilla-La Mancha y de la Sociedad de Cazadores de El Picazo.
En esta reunión, tal como señala El Digital de Albacete, ya se planteó la necesidad de determinar los puntos negros o de mayor querencia de los animales, que finalmente, acaban ahogados en las aguas del trasvase en su discurrir a través de las provincias de Guadalajara, Cuenca y Albacete.
Huerta ha recordado que las especies ahogadas con más frecuencia, son corzos, jabalíes, zorros, algunas especies de aves e incluso perros, animales que intentan bajar a beber y se caen al agua sin poder salir por el propio diseño de la infraestructura.
Estas situaciones son particularmente graves e intensas en los meses estivales, lógicamente motivados por la falta de agua en el campo, ha comentado.
Los tramos más conflictivos serían los comprendidos entre las localidades de El Picazo y Casas de Benítez en la provincia de Cuenca, así como entre Villalgordo del Júcar y La Roda, ambos ya en la provincia de Albacete
Desde la Federación de Caza de Castilla-La Mancha, en colaboración con la Sociedad de Cazadores de El Picazo, ha señalado Huerta, se ha elaborado un informe mediante el cual se señalan las posibles actuaciones que debería de realizar la CHT con el fin de paliar en lo posible los ahogamientos de especies silvestres.
Estas actuaciones se concretan en la construcción de rampas, así como de la instalación de puntos de agua alternativos, siempre dentro de las posibilidades que ofrece el terreno por donde discurre la infraestructura.
En determinados tramos del trasvase, ha dicho el presidente de la sociedad de cazadores, sería necesaria la instalación de rampas para facilitar la salida de los ejemplares que acaban cayendo al agua, cuando acuden a beber.
Otra de las medidas importantes que se proponen son la construcción de puntos de agua alternativos para los animales en los lugares donde se observa una mayor querencia.
En el caso de la margen derecha del curso del agua, también sería necesario adecuar algunos lugares de paso para el mantenimiento de los puntos de agua alternativos, al no existir accesos practicables para vehículos y el personal de la confederación que debería mantener estas infraestructuras.
En cuanto a la instalación de bebederos artificiales, los cazadores han propuesto la instalación de varios modelos y en su informe detallan incluso la manera de instalarlos en el medio natural.
Estos puntos de agua consistirían básicamente de un depósito con capacidad no inferior a 1.000 litros y una pila-bebedero, con un vaso de capacidad de 10-15 litros de agua y provista de boya reguladora.
Finalmente, ha señalado que esperan que la CHT estudie todas las medidas que le han propuesto los cazadores, incluyo el vallado de las zonas más conflictivas, para poner fin así a una situación que es «muy desagradable».